28 mayo 2008

Una primavera para Domenico Guarini

Ronca despierto un monstruo en la insondable opacidad, uncido al carro para labrar una vez más el surco donde antes sólo jugaban con el barro las sanguijuelas. Golpea un puño, avanza un brazo cómplice antiguo de otros brazos que arrancaron a golpes de azadón y apuntalaron la cavidad inmensa con hierro y cemento. Trepanaciones eléctricas sobre el cráneo abierto de la naturaleza. Brillos de carbuncio. Hurgan los bisturíes, taladran las barrenas, penetran las carcomas: cenizas y rescoldos, escorias de calavera.

Y mientras tanto tú, como el tren en el que viajas, te sientes envuelta por las tinieblas, mecida por un tumulto de trepidaciones, engullida por la oscuridad, quién sabe si devuelta a las oscuras aguas que -cuando no eras ni niña ni pez- acunaron la progresiva transformación de un feto. Y te das cuenta de que tu matriz es ahora el pozo de turbios humores donde una ligera vibración ha levantado la onda cuyo círculo, lentamente dilatado, provocará un temblor ligerísimo en cada molécula, en cada célula, y pondrá en movimiento delicados mecanismos, intrincadas estructuras proteicas que habrán de precipitarse y tejerse y entrelazarse laberínticamente hasta entregar un pálpito, una pulsión, un aliento.

.


Una primavera para Doménico Guarini, 1980
Carme Riera (Palma de Mallorca, 1948)

9 comentarios:

aroa dijo...

sobre todo el comienzo, cuando lo leí según dice la tapilla en 1999, me impresionó mucho...

ahora lo releo con el revoltijo de libros de mudanza

Magapola dijo...

Tumulto de trpidaciones... Me quedo con ello.

NáN dijo...

Rara prosa, ¿no? Y por tanto con su atractivo: me gustaría mucho leer unas páginas más.

aroa dijo...

luego es menos rara la prosa...
pero esos fragmentos primeros... que duran varias páginas de su viaje en tren... cómo me gustaron

no se da un airecillo la riera a magapola?

bueno, a mí es que lo de los parecidos se me va mucho...

Magapola dijo...

Jajaja, Aroa, Aroa, un poco en el "tipo" de cara puede que sí :) ¡¡y con unos cuantitos de años más, ¿eh?!! :D

Virginia Barbancho dijo...

Qué onomatopéyico! al leerlo no os dan ganas de meterle por algún lado la palabra "truculento"? Así como masticada, un poco amarga, no sé...

(nada chicos, que tanta lluvia me tiene ya un poco rara)

aroa dijo...

magapolilla, claro, se parece a tu tú futura...

Microalgo dijo...

El mundo es un pañuelo. Estoy buscando el correo de un tal Jean Marc Guarini (necesito una de las fotos que él hace al microscopio electrónico, de alguitas microscópicas sobre el sedimento), meto en google "Guarini 2008"... y me aparecéis vosotros.

Como diría Quique González, "en todos los lugares os encuentro".

Mil besos. Me vuelvo al proceloso mundo de la redacción de textos científicos. Es un coñazo, nunca te dejan meter una broma.

Ciao!

Miguel Marqués dijo...

Micro, si quieres que la próxima vez que busques microfotógrafos en Google aparezcas tú también, dime, te damos de alta aquí en Las Playas, encima, podrás publicar. Si te apetece, ya sabes :)